Confesiones

¿COMPARTIR O EXPONER?

septiembre 8, 2017
exponer

¿CUÁNDO DEJAMOS DE COMPARTIR PARA PASAR A EXPONER?

Supongo que cada una tendrá una respuesta diferente, en mi caso lo tengo muy claro. En el momento que me siento incómoda con lo que comparto. En el momento en el que algunas publicaciones me hacen sentir que invado la intimidad de mis hijos. ¿Y eso es malo? No lo se, no voy a juzgarlo porque también podríamos llamarlo valentía a hablar y mostrar cualquier cosa que suceda en nuestras vidas. Todo depende del prisma con el que se mire. Solo se, que a mi, personalmente me hace sentir mal. Me da la sensación que en algunas publicaciones he pasado de compartir cosas que nos encantan, a usar la imagen de mis hijos para llegar a más.

¿Llegar a más?

¿A qué?

¿Dónde está el límite?

Instagram es un mundo muy bonito, sobretodo porque hay gente muy bonita y creo que esa es precisamente la trampa de esta red social. Sin darte cuenta has creado una comunidad donde estableces relaciones y sociabilizas con familias que tienen las mismas preocupaciones e intereses que tu. Donde el intercambio de ideas, consejos, ánimos, piropos, acompañamiento, forman parte del día a día y  en los que sino fuera por esa ventanita al exterior, a lo mejor nos pasábamos todo el día donde nuestro único interlocutor hace “gugutata”. Así que, al menos en mi caso, era una de las necesidades que satisfacía. Otra, evidentemente es el blog y compartir.

Justo antes de empezar el verano empecé a sentirme agobiada por crearme la necesidad de hablar de nuestro día a día. ¿Porqué? Porque si quieres seguir el ritmo huracanado  y que te vean, has de publicar y publicar y publicar y publicar y publicar y así todo el día. Que si en stories, que si en el perfil, que si la foto esta quedaría genial y de repente llegas a la noche, vuelves a meterte en Instagram y te das cuenta que todo son niños perfectamente reconocibles donde su vida es un escaparate, los míos incluidos. ¿Es malo? No lo se, solo se que yo sentí vértigo, mucho vértigo.

En verano estuve un mes prácticamente desconectada, reflexionando mucho, desorientada, sin saber como continuar, haciéndolo de una manera que me sintiera cómoda, pues me encanta compartir y escribir en el blog, pero no encontraba el equilibrio donde pese a que mis hijos pudieran salir en una foto, no se les identificara, no expusiera sus vidas. Donde mostrar lo que nos funciona, lo que nos gusta, o las actividades que hacemos en casa, no fuera una exposición directa y constante de su intimidad.

Esta decisión ya está afectando, profundamente, a mis estadísticas de Instagram, pues ya sabemos todas como funciona el algoritmo de esa red. Pero me he cansado del publicar por publicar, por seguir el algoritmo, por llegar. Probablemente no apareceré en los muros de muchas de vosotras, como me comentó una mamá que me dijo “hace un mes que no me aparecías y cuando te he buscado me he dado cuenta que me había pasado 15 publicaciones”. Pero mientras una parte de mi sintió pena porque detrás de cada post que os escribo hay un buen rato de dedicación, y mucha honestidad en cada palabra, por otro lado pensé “ellos dentro de 15 años, no tendrán que enfrentarse a las 10.000 fotografías donde son perfectamente reconocibles”. Me toca esforzarme mucho por seguir ofreciendo imágenes bonitas pero sin que ellos, el día de mañana, puedan decirme “mama, es que se ve claramente que soy yo”.

Fotografías donde a lo mejor no se gustan, o se encantan pero se sienten traicionados o utilizados. No voy a arriesgarme a eso, es su vida, es su derecho y decisión. Así que, además de disminuir mucho el número de publicaciones, pensaré muy bien el texto que comparto con vosotros, me esforzaré porque a los niños no se les pueda reconocer en su día a día.

Antes de despedirme por hoy, aclarar que no encuentro mal alguno en que otras blogueras lo hagan, también puede verse como un recuerdo precioso que tendrán estos niños de su día a día, o como comentaba antes, puede verse como un acto de cobardía por mi parte, todo depende de como se mire.

Solo quería contaros que a mi me estaba haciendo sentir incómoda y me apetecía explicaros estos cambios que iréis viendo. Voy a dar más fuerza a @cuentame1juego donde compartiré este año muchas ideas y cositas para que podáis hacer con los peques. Como esta tan sencilla para aprovechar un trozo de cartón y pintar a lo grande. Hacemos un dibujo cualquiera y practicamos trazos verticales y horizontales. 😉

disfraz

La cuenta de @mirandodesdetualtura por supuesto seguirá contando muchas cositas, pero publicaciones más seleccionadas, algo que espero, a la larga, le de mucho más valor. 😉

Además en breve comenzaré una colaboración con una tienda preciosa de juguetes Kinderland que me irá dejando probar juegos con los niños para después explicaros mi experiencia con aquellos que me parezcan geniales. Pero esto será de forma muy dosificada, como mucho uno al mes. En unas semanas os explicaré más cosas sobre esta colaboración que se iniciará con un gran sorteo.

Así que este año mi lucha va a ser, marcar la diferencia entre compartir con valor y exponer sin límite.

¿Y vosotras que opinais?

Espero que os haya gustado.

Besos y babitas 😉

GuardarGuardar

You Might Also Like

4 Comments

  • Reply Vanesa Arocha Glez septiembre 8, 2017 at 8:17 pm

    Me encanta tu cordura y la comparto… cierto que ‘todos necesitamos un poco de sur para no perder el norte’… así que está bien haber pasado por el sur! Jejeje… de igual forma que no me gusta que todos-as sepan que hago cada día a todas horas… tampoco creo necesario que sepan que hacen mis hijos, y cuáles son todos sus ‘defectos y virtudes’, … es interesante conocer como se mueven las mamis ante algunas situaciones y vivencias, que les sirve, que les ayuda… y también tener vida 1.0, viviendola…
    Es cierto que cuando se trata de trabajo, pues hay que darlo todo, si te ‘vendes’ como mamá, pues dentro del todo están los hijos-as y hay una delgada linea entre mostrar y exponer, claro está… ensayo-error… aprendizaje!
    … y ahora a lo que vamos… necesito que me cuentes más juegos para los chiquitines de 1 año súper enérgicos… no me cuentes un juego… #cuéntamemuchosjuegos!!! 😁😁😁

    Gracias por compartir

    @mamaybruji

    • Reply admirando septiembre 9, 2017 at 10:36 am

      Jajajaja me ha encantado lo de cuéntame muchos juegos jajaja Ahora en breve empezaré con juegos para bebés de 1, pues me quedaré con el peque. Ya tengo alguno que otro programado! Espero que te gusten 😉 un besito y mil gracias por comentar, me encanta el feed Back. 😘

  • Reply Rosana septiembre 9, 2017 at 7:46 am

    Hola guapa, te entiendo perfectamente!!! Yo en mi cuenta solo tengo algunas fotos de mi hija pero nunca se le ve la cara. Sin embargo, me gusta ver las publicaciones d otras madres y lo q cuentan y comentar el día a día d nuestros hijos, te hace ver q no estás sola!!! Pero lo q tu dices, exponer, q no se si es la palabra a utilizar a mi hija, tú lo has descrito perfectamente. Por otra parte, si algo te causa ya agobio, bueno no tiene q ser…. Ánimo!!! Bss

    • Reply admirando septiembre 9, 2017 at 10:34 am

      Hola guapa! La verdad es que tenía la sensación de estar haciendo algo “mal” es difícil de explicar pero al final es cuestión de dar un paso atrás y revisar el plan de acción! 😜un besito y muchas gracias por tu opinión!

    Leave a Reply