Viajar con niños

EL AMOR ES COSA DE RICOS

julio 7, 2015

CALOR VALE, INFIERNO NO

Debe ser la edad, esta edad donde todos los de tu alrededor deciden casarse y compartir el amor con todo el mundo. Y resulta que los de mi alrededor han decidido compartirlo el  mismo año. En menos de 1 año llevo cuatro bodas y me quedan dos más. El amor es cosa de ricos, eso está claro. Porque madre mía lo que cuesta todo. Novias de este mundo, una boda por año, POR FAVOR!! 😛

A penas llegábamos de Tenerife que nos hemos tenido que ir a Valencia de boda. Una boda preciosa, con sus canapés, y sus rincones monisísimos y un sol, un sooool, que me abrasó el peinado como si acabara de salir del centrifugado de la lavadora, con esas ondulaciones que salen de la humedad y el calor. Los pies parecían morsas encajadas en un vaso de chupito. Y yo me sentía así 😛

Foto extraida del blog Hogarmania

Foto extraida del blog Hogarmania

Uno de los invitados contaba que había oido como uno le decía al camarero, que se dejara de tanto zumo de tomate y trajera más cerveza helada! jajaja 😛

Si algún día me caso con Cuore (no nos dió tiempo a casarnos, pero eso ya lo explicaré otro día :P) seguro, seguro no será en verano.

Ya que estábamos en Valencia, aprovechamos la mañana para ir al Oceanográfico. Para mi sorpresa (es muy peque aún y su capacidad de concentración es de unos 15-20 minutos) disfrutó y se entretuvo en todas y cada una de las peceras. Cuando lo apartaba de una para ver la siguiente, se enfadaba y se conformaba cuando se veía delante de la otra. Es el mejor lugar para pasar un sábado, en medio de una ola de calor.

IMG_0374

IMG_0375

IMG_0397

 

RESTAURANTE CASA CARMELA

Cuando acabamos nos fuimos a comer a un Restaurante situado en la Playa Malvarrosa y que se llama Casa Carmela. Sin duda, una de las mejores paellas que he comido. Estuve hace unos 10 años y volví por el gran recuerdo que tenía de la paella. Mi recuerdo no era exagerado. Si te gusta, puedes comer directamente de la paella y tiene el punto perfecto de “socarrat” que es el nombre del arroz tostadito del final de la paella.

A Leoncito no le entusiasma el arroz, pero después de probarlo no paraba de decir “ñam, ñam, ñam…”

IMG_0400 (1)

IMG_0401

Así que recomendado 100%. No nos dió tiempo a ir a más sitios. Fue corto pero intenso, como un gratinado en el horno que era como nos sentíamos. 😛

Besos y babitas 😉

 

 

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply